GUATAPÉ: Hogar de la piedra del Peñol

Cuando hablamos de Guatapé no solo nos referimos a una zona rural del departamento, estamos hablando de un lugar que combina historia, tradición y paisajes de la cultura paisa, que a demás cuenta con una de las mejores vistas de Colombia; un destino entretenido e ideal para visitar en cualquier época del año.

En el oriente de Antioquia, a dos horas de Medellín, se encuentra el municipio de Guatapé. Está ubicado a 1.925 metros sobre el nivel del mar, con una temperatura que oscila ente los 13ºC y los 22ºC, clima templado. Es uno de los imperdibles para visitar si estás en Medellín, Colombia o sus alrededores, ya que conforma uno de los grandes atractivos de la región con sus vistas, paisajes y lugares sin igual que han enamorado a visitantes de todo el mundo.

La Piedra del Peñol

También conocida como El Peñón de Guatapé, con aproximadamente 220 metros de altura y 100 metros de diámetro, nos regala una de las mejores vistas de Colombia. Esta piedra es un monolito natural de 60.000 toneladas, compuesta por cuarzo, feldespato y mica, con 702 escaleras construidas para subirla.

La Piedra del Peñol nos premia con una vista de casi 360º de Guatapé y sus alrededores desde la cima, y a su vez, puede ser observada desde el pueblo y sectores aledaños, donde adorna y da vida a los paisajes únicos de este destino.

En un costado de la piedra se observa la letra “G” y un poco de la “U”, ya que iba a ser pintada con el nombre “Guatapé”, pero finalmente este proyecto se detuvo porque, aunque pertenece a la zona, aun hace parte de la identidad del antiguo pueblo de El Peñol y al ser un lugar turístico natural su intervención no está permitida.

La represa de Guatapé

También llamada “Embalse Peñol – Guatapé”. Es un atractivo creado artificialmente por las Empresas Públicas de Medellín (EPM) como complejo hidroeléctrico. Para su construcción fue necesario inundar el antiguo pueblo de El Peñol en los años 70 y algunas viviendas rurales, que fueron reubicadas.

Gracias a su cercanía con el pueblo, la represa está disponible a diario para practicar actividades acuáticas, realizar tours, recorrer el territorio, aprender un poco sobre la historia del lugar e incluso poder observar la cúpula de la antigua iglesia, que aun se conserva y está descubierta por el agua casi todo el año. También la variedad de espacios naturales que hay alrededor se prestan para realizar montañismo, senderismo y otras actividades al contacto de la naturaleza.

Rodeándola nos topamos con un Malecón de 900 metros, que es el lugar de donde salen la mayoría de los embalses, barcos, veleros y motos acuáticas hacia las diferentes actividades. También se puede disfrutar de kayaking y canopy cerca a la orilla, o simplemente dar una caminata tranquila para divisar el paisaje de la represa, comprar artesanías y delicias gastronómicas.

El pueblo de los zócalos

No enamorarse de este pueblo es imposible luego de caminar por sus calles y ver la gran cantidad de colores que adornan las casas. Los zócalos son diseños construidos en cemento con figuras e íconos representativos de la zona, que se encuentran en la parte inferior de la fachada de las casas. Tradicionalmente tenían la función de proteger de humedades y otros factores externos cuando comenzaron a implementarse a principios del siglo pasado.

Hoy, nos cautivan, conmemoran el recuerdo de las calles inundadas por el embalse y cuentan la historia de lo que para sus habitantes significa Guatapé, desde elementos representativos de la cultura, hasta su cotidianidad. Sin duda es inevitable recorrer sus calles y no querer fotografiar cada rincón.

Antioquia
Antioquia

Claramente otro imperdible lleno de historia, cultura y experiencias que tiene Antioquia por ofrecer. La próxima vez que tu parada sea Medellín, Colombia no te olvides de vivir toda la magia y la aventura de Guatapé.

¡No olvides compartir!